Ejercicios para mejorar la eyaculación precoz

Ejercicios para mejorar la eyaculación precoz

Padecer de eyaculación precoz puede afectar a la pareja dependiendo de lo importante que sea la penetración en el momento del acto sexual. La estimulación del clítoris puede lograr satisfacer a una mujer  incluso mucho más que la penetración. Sin embargo, para los hombres tener una sexualidad sana es importante.

Es por ello que si comienzan a ver síntomas de esta afección, deben buscar solución. Los ejercicios para mejorar la eyaculación precoz pueden ser parte de esta solución. Quédate con nosotros y descubre que puedes hacer para superar este problema.

Qué es la eyaculación precoz

La eyaculación precoz consiste en que el hombre eyacula antes de lo que desea. Es algo que sucede a muchos hombres. Al menos 1 de cada 3, pasa por una eyaculación precoz en cualquier momento. Si sucede esporádicamente no es algo que deba preocupar. Pero si comienza a pasar de manera frecuente o sientes estos síntomas o cambios, es necesario acudir al médico. También comenzar a buscar alguna técnica para controlar la eyaculación precoz.

  • Tu eyaculación aparece siempre menos de un minuto después de que sucede la penetración.
  • No puedes controlar la eyaculación cuando mantienes relaciones sexuales.
  • Este problema te angustia y para no sentirte mal, evitas el contacto sexual con tu pareja.

Si comienzas a sentirte de esta manera. Debes visitar un médico para que diagnostique el problema y puedas darle solución. La eyaculación precoz es curable, así que puedes devolver a tu sexualidad, la satisfacción que crees perdida.

Ejercicios para mejorar la eyaculación precoz

Para controlar el problema de eyaculación precoz puedes comenzar a hacer los siguientes ejercicios.

Ejercicios musculares

Los ejercicios de kegel son una buena opción para fortificar los músculos perineales. Estos músculos se encuentran entre los genitales y el ano. Se trata de contraer y relajar los músculos. Se debe contraer por 5 segundos y luego soltar.  Veamos cómo hacer ejercicios de kegel.

  • En el momento de la micción, debes detener el chorro de orina por 10 segundos y luego volver a soltar el chorro. Haz este ejercicio por 15 días.
  • Contrae y suelta la musculatura perineal durante 10 segundos, es decir hazlo 10 veces. Repite este ejercicio cada hora. Hazlo durante 12 horas en el día por espacio de un mes. Es un ejercicio que puedes hacer sentado en la oficina, caminando, mientras esperas el transporte, etc.
  • Contrae y relaja los músculos perineales 3 veces al día. Debes hacer 20 contracciones y relajaciones.

Ejercicios de respiración

Ejercicios de respiración para ayudar con la eyaculación precoz hay muchos. Puedes incluso buscar talleres donde enseñan como respirar en el momento del coito. Te mostraré un ejercicio sencillo que ayuda a controlar esta afección.

Respiración triangular

  • Debes inhalar durante 3 segundos.
  • Luego sostén la respiración por 3 segundos más.
  • Por último exhala por 3 segundos.

Es recomendable que al hacer este ejercicio seas consiente de tu respiración. Durante la inhalación, mientras sostienes la respiración y al inhalar. Comienza realizando 3 respiraciones profundas y lentas. Esto hazlo antes de iniciar con la respiración triangular. Respira hasta donde aguantes sin marearte.

Cuando estés en medio del acto sexual, comienza a controlar tu respiración desde el principio. Si dejas llegar el momento de excitación, puede ser que no logres controlarla. Practica este ejercicio no solo en momentos sexuales. Hazlo en cualquier situación que te ponga tenso o nervioso. Así aprenderás a controlarla casi instintivamente.

Estimulación en pareja

Estas dos técnicas realizadas en pareja pueden ayudarte a controlar la eyaculación.

  • Parar y apretar: Tu pareja debe estimular tu pene hasta que sientas que vas a eyacular. En ese momento debe apretar la parte donde el glande se une al tronco y esperar que la excitación cese. Luego comenzará de nuevo a estimular y repetirá esta acción hasta que sientas que puedes penetrar.
  • Empezar y parar: Si que tu pareja apriete tu glande te casusa alguna incomodidad. Entonces prueben a comenzar y parar. Comiencen a estimular el pene y cuando sientas que sube la excitación, paren, esperen que pasen las ganas y comiencen de nuevo.

Masturbación

Esta técnica es muy similar a la anterior, pero en ella la estimulación del pene la haces tú mismo. Comienza a masturbarte, cuando sientas que vas a eyacular, aprieta el glande donde se une al tronco. Espera unos segundos hasta sentir que la eyaculación se ha alejado. Vuelve a masturbarte y repite este proceso varias veces.

Estos son ejercicios que te ayudaran a controlar la eyaculación y a hacer de tu vida sexual, algo más satisfactoria.

Actuación de la pareja ante la eyaculación precoz

El apoyo que te brinde la pareja mientras superas el problema de eyaculación precoz es fundamental. La manera en que reaccione tu pareja puede ayudar o agravar la condición. Si la actitud que toma es positiva. Te sentirás mejor, más seguro a la hora de las relaciones y más dispuesto a superarlo. Si su actitud es negativa hará que te encierres en ti mismo. Evites mantener contacto sexual y no busques soluciones.

Una pareja con actitud positiva te ayudará a superar el problema. Una pareja con una actuación negativa puede agravarlo e incluso ser la causa de la afección. Algunas parejas deciden mantenerse en un terreno neutral. No critican a su compañero, pero rehúyen todo contacto íntimo. Esto afecta a ambas partes. La persona que padece el problema se siente responsable de la falta de apetito sexual de su pareja y esto no le ayuda a mejorar.

Otra manera de reaccionar de la pareja es la de mostrar su molestia e insatisfacción sexual. Discuten, acusan, responsabilizan. Haciendo que la otra persona se sienta aún más insegura y su problema solo agrave.

¿Qué puede hacer tu pareja para ayudarte?

Estas acciones pueden ayudarte a sentirte seguro, estimularte y ayudarte a superar el problema.

  • Mantén la calma cuando suceda por primera vez. No veas el episodio como algo negativo.
  • Pensar positivamente. Convéncete de que el deseo de tu pareja es tal que no resistió y no pudo controlar el momento de eyacular. Esto hará que lo veas más positivamente.
  • Practica juegos eróticos que despierten de nuevo el deseo sexual de tu pareja. Puedes estimularlo con tu boca o tus manos. Hazlo saber que a pesar del incidente puede ayudarte a tener un orgasmo, sin problemas.
  • No discutas o reclames. Se comprensiva, lo que sucede no es algo que él quiera que pase.
  • Hazte responsable de tu placer sexual. Deja que te estimule de otras maneras hasta conseguir tu orgasmo.
  • Utiliza la oportunidad para probar nuevas opciones que resulten excitantes y placenteras a ambos.
Puntuación
[Total: 1 Promedio: 5 de 5]

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*